From the Shadows: Diez razones para odiarme

Diez razones para odiarme

Sí, habéis leído bien. En ocasiones me odio, no me soporto. Y os voy a dar las razones.

1. Me odio cuando hasta la más mínima cosa me hace llorar, soy demasiado sensible y mis ojos tardan poco en parecer una manguera.
2. Me odio cuando me dan ataques de risa en los momentos más inoportunos y en los lugares menos indicados. Sí, al igual que mis ojos, mi vagina también parece una manguera.
3. Me odio cuando estoy en la preregla y me siento el muñeco Michelín y pienso (y creo firmemente) que nadie me quiere.
4. Me odio cuando me miro al espejo y me saco miles de millones de defectos. ¡Ey! ¿De dónde ha salido esa lorza?
5. Me odio cuando la gente a la que quiero tiene problemas y no sé cómo ayudarlos, y acabo por hacerlos míos.
6. Me odio cuando tengo mil cosas por hacer y me paso la tarde jugando a la consola y comiendo galletas.
7. Me odio cuando me doy cuenta de que solo sé expresar lo que siento cuando escribo, pero no soy capaz de hacerlo abriendo la boca.
8. Me odio cuando dejo atrás cosas que antes quería: amigos que no lo eran tanto, amores que en realidad no me querían, conversaciones que nunca más se darán, un hogar que siempre estará ahí o recuerdos que guardo en el corazón.
9. Me odio cuando me sorprendo pensando que la vida es una mierda, porque en realidad no lo es. Es bonita.
10. Me odio, sobre todo, por escupir en este papel todo lo que amo de mí, pues todas y cada una de las razones anteriores hacen de mí algo único y especial: yo misma.


¿Qué os parecen mis razones? Un beso ^^

Tamara López

26 comentarios:

  1. Hola^^
    Yo también soy demasiado sensible y lloro con nada...
    Y opino lo mismo que tu último punto, todo eso que has dicho te hace ser como eres, te hace ser tan especial.
    un besote!

    ResponderEliminar
  2. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  3. Me siento identificada con la mayor parte de lo que dices, nos parecemos un poco. Cada persona es única, y eso no se puede cambiar. ;)

    ResponderEliminar
  4. Hola!!
    Yo también soy demasiado sensible y también me da la risa en momentos inoportunos.
    Un saludo :)

    ResponderEliminar
  5. El 6 me toca de cerca xD. Yo creo que hay que oírse y quererse en la misma cantidad, te da una visión objetiva de ti misma, por eso odiarte por el físico siempre me ha parecido demasiado subjetivo a lo que diga la sociedad que es bello. Es inevitable porque lo tenemos interiorizado pero una soberana estupidez.

    ResponderEliminar
  6. Hola, una entrada muy buena, valiente por tu parte y diferente... coincido contigo en varios puntos la verdad y en parte creo que... como seres humanos que somos nos acompañan muchos defectos ya de naturaleza y además todos los que la sociedad o nosotros mismos nos imponemos. ¿Quien dice que debemos odiar esa lorza de más?

    Saludos ^^

    ResponderEliminar
  7. Jajaja Coincidimos en varias cosas. Un besote :)

    ResponderEliminar
  8. Me gustó mucho la entrada, sobre todo el final, aceptándote con imperfecciones y todo. Yo también odio varias cosas de mí, pero es lo que hacen o me han hecho quien soy. :)

    ¡Un saludo! ^^

    ResponderEliminar
  9. Es una coincidencia que escribas esta entrada y justo en el curso que estoy haciendo este con el tema que trata la autoestima, el autoconocimiento y la asertividad XD. Según el tema esta bien tener estas cosas asumidas, pero hay que ser capaz de ser objetivo al analizarlas y gestionarlas correctamente (nota: yo me odio cuando no soy capaz de gestionarmis emociones y termino con un ataque de ansiedad)

    Por otro lado, te ha quedado un texto realmente bonito y muy íntimo.

    ResponderEliminar
  10. HOLAAAAAAAAA
    jaja que curioso, no habia visto este tipo de entrada antes n.n
    lo bueno es aceptarse aunque estemos consciente de lo que menos nos gusta.. Yo tambien lloro por todo xd

    ResponderEliminar
  11. Coincido en casi todo contigo! Es increíble las cosas que nos pasan y no sabemos cómo remediarlas.
    Pero segueo que todo tiene su lado positivo y sabrás aprender a querer todas estas cosas que odias.
    Un besito guapa :)

    ResponderEliminar
  12. Coincido en casi todo contigo! Es increíble las cosas que nos pasan y no sabemos cómo remediarlas.
    Pero segueo que todo tiene su lado positivo y sabrás aprender a querer todas estas cosas que odias.
    Un besito guapa :)

    ResponderEliminar
  13. Ay ! Pues coincidimos en unos cuantos...
    Besos.

    ResponderEliminar
  14. Hola! ^^
    Y quien no se odia a veces por muchos de esos motivos? Yo soy otra llorona como tú, pero eso y otras cosas más son las que me hacen ser como soy. Me ha encantado el punto diez, porque estoy completamente de acuerdo contigo.

    Besos!

    ResponderEliminar
  15. Hola!
    Yo también odio mi vagina, me conozco todos los servicios del mundo, pero es lo que tiene beber tanto y beber tanto té. Un besote

    ResponderEliminar
  16. Melancólica te noto... Está bien odiarse pero más quererse a una misma, así que ánimo. Coincidimos en varios puntos, un abrazo gordo

    ResponderEliminar
  17. Hola Tamara,
    Muy bonita entrada, ya lo has dicho, tanto lo bueno como lo que no crees tan bueno, te hacen ser tú. Así que como bien dices en el punto nueve, la vida es bonita, aunque en algunos momentos no nos lo parezca. Si hay que llorar se llora, pero también hay que secarse las lágrimas y seguir adelante y reírse mucho, aunque el momento sea inoportuno, que seguro que también consigues hacer reír a los demás.
    Un beso muy grande!

    ResponderEliminar
  18. Ama tus defectos, pues ellos forman parte de lo que eres.
    Besos

    ResponderEliminar
  19. Qué chulada¡¡¡ así es odiamos aquello que nos hace únicos¡¡ deberíamos querernos más¡¡ genial entrada¡¡ un besazo enorme¡¡¡

    ResponderEliminar
  20. Coincidimos, en casi todas. Hasta en lo de que esos odios nos hacen especiales.
    Besazos

    ResponderEliminar
  21. Nos parecemos sobre todo en el punto 6 y 7, jajaja. Interesante entrada.

    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  22. Me parece que es genial que te expreses de una manera tan sincera y bonita! Está claro que nadie es perfecto, lo cual me parece una perfecta razón para quererse cada día más :)
    ¡¡Besooos!!

    ResponderEliminar

Susúrranos entre sombras lo que te ha parecido la entrada...