Entrevista a Pedro Pablo Picazo, guionista, dramaturgo y escritor



Antes de nada, darte la bienvenida a Chica Sombra. Cuéntame, ¿cómo es un día normal en tu vida?

Creo que mi día a día es, a veces, una lucha contra el tiempo. Trato de escribir a diario sea lo que sea, un relato, teatro, un tratamiento cinematográfico, pero lo compatibilizo con ser padre y las tareas cotidianas, por eso siempre ando marcándome plazos o presentándome a convocatorias, para organizarme y cumplir un calendario que trato de respetar lo máximo posible. 

Cuéntame, ¿por qué o cómo se te ocurrió escribir esta obra?

Hace años conocí a un sacerdote mayor y a la señora que lo atendía. No creo que hubiera nada entre ellos, eran muy mayores y devotos, pero los veías y se comportaban como un matrimonio: la forma de hablar entre ellos, cómo se cuidaban e, incluso, cómo se necesitaban el uno al otro. Pensé que ahí había una historia interesante si en un momento dado se ponían las cartas sobre la mesa y ellos se daban cuenta de su relación, comprobar qué pasaba... Ese es el punto de partida de “Zapatillas viejas”.

Creo que has publicado alguna obra literaria recientemente... Háblame de ella.

Este mes de mayo, Red Apple Ediciones ha publicado mi cuarta novela: “El escondite secreto del corazón de Aline”, una historia juvenil protagonizada por una niña que descubre que se empieza a convertir en un mueble y trata de impedirlo. Es una historia en la línea de “Su Majestad el Rey de los Niños Zombis”, mi primera novela publicada en 2011 por Viceversa. Próximamente saldrá también un nuevo libro de ciencia ficción, otra vez con Pulpture, que recientemente ha estrenado revista del género, “Hyperspace”, en la que se incluye mi relato “El edificio del mañana”, con el que quedé finalista del Premio Domingo Santos en 2015. 

Dime si estás trabajando en alguna obra o libro actualmente.

Siempre tengo proyectos entre manos, me ayuda trabajar en varias cosas a la vez, cuando no se me ocurre una solución para una cosa se me ocurre para otra. Ahora mismo lo que más ocupa mi tiempo son proyectos cinematográficos. En noviembre me seleccionaron un proyecto en la convocatoria Dama Ayuda, por el que estoy desarrollando una historia con Alberto Marini, el guionista de “El desconocido”, por el que fue nominado al Goya, y autor también del libreto de “Mientras Dormías”, la película de Jaume Balagueró. Se trata de la historia más ambiciosa en la que me he embarcado jamás y estoy muy contento cómo está quedando gracias a su ayuda. Además, en abril me seleccionaron otro proyecto cinematográfico para la Residencia de Guionistas Instantánea. En este caso se trataba de un guión histórico, que estoy desarrollando con la guionista y story editor Ana Sanz-Magallón. Con ambos proyectos estoy aprendiendo muchísimo.



¿A nivel dramaturgo tienes algún referente?

En teatro empecé hace muy poco, en 2013, pero ya tengo unas veintitantas obras cortas escritas, que se han representado en Madrid y México. Alguna incluso se ha publicado, lo que es muy satisfactorio. Aunque cada texto es distinto, hay temas y similitudes que se repiten en varios de ellos. Tengo comedias, de humor negro, de amor, incluso de ciencia ficción. Lo que más me gusta hacer son historias en las que se pasa de la risa a la emoción en un momento. Que te estés riendo con una situación, pero de pronto pases a conmoverte, e incluso se te salga la lagrimilla con el trasfondo de lo que hay detrás. Es muy emocionante ver este tipo de obras con público y tengo varias de ellas: “Rojo Azafrán”, “El Cielo Espera”, “Todo tiene arreglo” y esta nueva: “Zapatillas viejas”. Provocar emociones en los espectadores es algo que, como autor, me motiva mucho. 

¿A qué tipo de público le va a gustar esta obra?

¿Aparte de mi madre, quieres decir? (Risas). Bueno, yo intento hacer historias que gusten a la mayor cantidad de público posible, pero sé que hay historias que van destinadas a un público concreto y otras que se pueden abrir un poco más. Es el caso de mi novela “Este sueño está patrocinado”, que sin duda va dirigido a un lector que le guste la ciencia ficción, o “Leyendas de alquiler”, que si no te gusta la fantasía desbocada no hay nada que hacer. En cuanto a “Zapatillas viejas” yo creo que es una obra con posibilidades de gustar a todas las audiencias, es una historia muy tierna, muy emotiva y sensible, algo que ya estaba en el germen de la idea y que he tratado de potenciar al máximo.    

Ahora tienes la libertad de contar lo que tú quieras para Chica Sombra...

La verdad es que de cara al futuro hay muchos proyectos en el aire, además de la novela con Pulpture que ya está firmada y que espero que salga este mismo año. Hay un proyecto de película muy sólido, opcionado por una importante productora y con un director asignado que, si finalmente continua adelante, puede suponer un punto de inflexión en mi trayectoria. Aparte de esto hay otros dos proyectos de pelis también moviéndose, una obra de teatro larga que parece que se estrenará en otoño, proyectos de series, novelas… Creo que estoy en un momento importante de mi carrera, tanto como guionista como dramaturgo y escritor, pero hay muchos factores a tener en cuenta, no sólo el talento y el valor de lo que haces. El azar influye mucho. ¡Espero poder compartir buenas noticias pronto!

Para terminar, darte mil veces las gracias y hacerte una última pregunta: ¿eres feliz?

Lo soy. En el ámbito personal y familiar me siento plenamente realizado y en el profesional aún siento que me queda mucho por lograr y conseguir, pero poco a poco tengo la sensación de que las cosas se van encauzando y las piezas van encajando en su lugar. Ya falta menos, espero.


Tamara López

1 comentario:

  1. Hola, una entrevista muy interesante, muchas gracias por darnoslo a conocer mejor.
    Besos desde Promesas de Amor, nos leemos.

    ResponderEliminar

Susúrranos entre sombras lo que te ha parecido la entrada...