La biblioteca de Julia: ¡Sé valiente, pequeño pingüino!


Título: ¡Sé valiente, pequeño pingüino!
Autor: Giles Adreae
Ilustrador: Guy Parker-Rees
Editorial: Bruño, 1ª edición, tapa dura
Género: infantil (3-6 años)
Páginas: 32
ISBN: 8469623648 




Sinopsis:

Al pequeño Pip-Pip le asusta meterse en el agua, y mientras los demás pingüinos se divierten buceando en el mar, él se queda muy triste, sin nadie con quien jugar. ¿Logrará algún día aprender a nadar?

Opinión personal de Cristina de la Torre:

Este cuento es una maravilla y prometo intentar ser objetiva, porque si de mi peque dependiera os diría que es el cuento más maravilloso del mundo. Y es que desde que la editorial Bruño me envió este precioso libro infantil y lo leímos juntas por primera vez, ella se enamoró de la historia de Pip-Pip; hasta el punto de querer leero TODAS las noches. Ella es de ideas fijas y, hasta entonces, sólo había dos cuentos que quería leer siempre, a pesar de que yo se los variase de vez en cuando (pero de esos ya os hablaré en otra publicación).



Para empezar, quiero hablaros de las maravillosas ilustraciones de Guy Parker-Rees. El libro trae unas ilustraciones muy bonitas, siempre en estilo infantil, que ocupan las páginas enteras e introducen a los peques aún más en la historia; algo que viene genial para los que aún no saben leer, como la mía. Y algo que me encanta es que el propio texto va acompañando a las ilustraciones en forma, dirección y va cambiando de tamaño. Estas cosas me encantan porque creo que hacen los cuentos más dinámicos y ayudan a los niños a enfocar su atención en las páginas.

Sobre el texto en sí, he de decir que me ha gustado muchísimo. La moraleja sobre ser valiente para enfrentarnos y superar los miedos está perfectamente llevada, con un lenguaje simple y adaptado para la edad de los más pequeños y un ritmo muy acertado. Una de las cosas que más me han gustado es cómo se muestra la diferencia de reacciones posibles en los padres cuando el pequeño pingüino se queda solo y asustado. El papá le dice que son tonterías, que cómo le va a dar miedo el agua; cosa que no ayuda en absoluto a Pip-Pip. Su madre, por el contrario, le da ánimos y le ofrece su ayuda y apoyo para que, a su ritmo, enfrente su miedo. Así, el pequeño pingüino y su madre hablan primero de lo que le da miedo y deciden cómo van a superarlo juntos; enseñando que con cariño, comprensión, apoyo y esfuerzo, todo miedo puede superarse. Una vez que el pequeño se tira al agua, su madre es quien se asusta al no verlo salir, lo que enseña que como ella misma dice unas páginas antes “todos tenemos miedo alguna vez”. 

Personalmente, mi hija es bastante asustona con algunas cosas. Entre ellas, el agua, como a Pip-Pip, también le da miedo y le aterra la idea de nadar sola; por lo que sabía que este cuento le vendría genial. Con sólo tres añitos, no sólo comprende el cuento a la perfección, sino que ella aprendió y sacó sus propias conclusiones; y esto es algo muy positivo.

Otra cosa que quiero destacar es la sonoridad del cuento. Incluso siendo una traducción, se nota que ésta ha sido cuidada, porque muchas frases tienen sus rimas y su musicalidad. Esto, además de hacer que quede más bonito, hace que los más pequeños retengan mejor las palabras e, incluso, se las aprendan con mayor facilidad. Julia y yo lo hemos leído juntas ya unas cuantas veces, pero en sólo dos o tres días ya se sabía frases, y ya se lo sabe entero. Esto es, para mi gusto, un punto muy positivo también.

Como conclusión, a mí me ha gustado mucho este cuento. A mi hija le ha encantado hasta el punto de convertirse en uno de sus favoritos. Tanto texto como ilustración creo que son muy buenos. Yo lo recomendaría para niños y niñas de entre 2 a 6 años aproximadamente. Hay que tener en cuenta, eso sí, que las páginas son de papel, no de cartón duro; por lo que los más pequeños pueden romperlas si no tienen cuidado o no están muy acostumbrados a manejar páginas de este tipo aún. Recomendable leerlo con ellos, al menos la primera vez si ya saben leer, y comentar lo que han aprendido o si creen que los miedos se superan así, y preguntarles qué les da miedo a ellos. Es una buena forma de acercarnos a los más pequeños sin que se sientan invadidos.








Tamara López

18 comentarios:

  1. Qué bonito libro! Tomo nota que pronto me tocará leer cuentos al sobrino.
    Besos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

      Eliminar
    2. Ay, las titas que leen cuentos suelen ser las favoritas, no digo más 😜

      Eliminar
  2. Me alegro de que lo hayáis disfrutado tanto ambas, y de que a la peque le haya servido con su miedo ;)

    Besitos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, la verdad es que es super bonito cuando ves a los peques disfrutar tanto de las lecturas ❤️

      Eliminar
  3. Es muy bonito...los dibujos son tan monos que como no enamorarse del pequeño pingüino. besitos

    ResponderEliminar
  4. Me parece muy bonito!!! Y las ilustraciones son preciosas *-*

    ResponderEliminar
  5. ¡Si pequeño pingüino, no tengas miedo! 😍 Me lo llevo.

    Besitos 💋💋💋

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra que os guste. Es super bonito la verdad. Yo ya uso a Pip-Pip de referente con mi peque cuando algo le asusta 🙂

      Eliminar
  6. Ohhh, qué bonitooo, y encima es un pingüinito... ¿cómo voy a negarme a semejante cosita preciosa?
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad es que el pequeño Pip-Pip no puede ser más adorable ❤️

      Eliminar
  7. Hola! No conocía este libro pero que cucada. Gracias por la reseña.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De nada, para mí es un placer poder llevar esta sección tan bonita 🙂 gracias por comentar 😉

      Eliminar
  8. Hola, parece un cuento precioso y además tiene unas ilustraciones muy bonitas, me ha encantado, seguro que lo tengo en mente para algún regalo.
    Besos desde Promesas de Amor, nos leemos.

    ResponderEliminar

Susúrranos entre sombras lo que te ha parecido la entrada...