Una de cine: Kings (2017)


Año: 2017
País: Francia
Director: Deniz Gamze Ergüven
Reparto:
Daniel Craig, Halle Berry, Issac Ryan Brown, Rick Ravanello, Kirk Baltz, Reece Cody















Sinopsis:

En 1992, una madre de familia afroamericana vive en el distrito de South Central, donde hay grandes disturbios después de la absolución de los policías blancos acusados ​​de golpear a Rodney King. 


Opinión personal de El señor Darth:

Mientras en España nos preparábamos para unas ilusionantes olimpiadas que estaban a punto de dar comienzo, durante un precioso y esperanzador mes de abril de 1992, la ciudad de Los Ángeles estallaba como si fuera un volcán redentor de proporciones bíblicas, debido a una sucesión de revueltas y enfrentamientos cara a cara contra las fuerzas del orden, a causa de la insostenible situación precaria por la que pasaban especialmente  los ciudadanos estadounidenses de esta ciudad angelina. Principalmente, los de ascendencia afroamericana, que además sufrían constantemente, por esas fechas, una ingente cantidad de atropellos y tropelías por parte de la policía. 

Los motivos de estos enfrentamientos eclosionaron por dos sucesos que conmocionaron a la comunidad negra y al mundo en general.

Unos de ellos fue el asesinato de Latasha Harlins, una joven de raza negra de 15 años que fue tiroteada por la espalda en  una licorería de la ciudad a manos de una dependienta de ascendencia coreana, con la fatídica consecuencia de que el motivo de la agresión  fue una triste pelea  por robar un mísero zumo, sumando a estos hechos el fatal desenlace de que  la asesina salió casi indemne una vez finalizado el juicio, provocando la cólera entre sus vecinos. 

El otro suceso fue la brutal agresión por parte de unos policías hacia un taxista estadounidense, también de raza negra, llamado Rodney King. 

La paliza fue grabada en vídeo y se visualizó en todos los medios de comunicación, por lo que el juicio a estos agentes parecía que, en un principio, debería de haber finalizado con un castigo ejemplar por parte de la justicia, algo que lamentablemente no sucedió y que provocó esta escalada de violencia.



La noche antes del veredicto ya comenzaron a encenderse muchos focos violentos, debido a que durante todas la sesiones acaecidas en el tribunal daban a entender que estos agresores iban a salir prácticamente libres, suceso que se ratificó al día siguiente, y que dio el pistoletazo de salida a un clímax de violencia aún mas elevado que evocaba a épocas anteriores, como las de las revueltas en contra de la guerra de Vietnam a finales de los sesenta o las de la lucha por los derechos civiles. 

La ciudad de los Ángeles parecía un campo de batalla, sus cielos estaban bañados por el humo provocado por los constantes incendios y  por los helicópteros que vigilaban las zonas más calientes. Estos días  de agitación y sangre ocasionaron entre 50 y 60 muertos, además de otras 200 personas heridas, sumando a esta situación una brutal cantidad de daños que ascendieron a casi mil millones de dólares. 

Esta larga introducción que he  realizado, es debida al estreno del nuevo film de Deniz Gamze Erguvën, directora francesa de origen turco, que ya nos deslumbró gracias a su anterior trabajo publicado en 2015, Mustang

La película nos relata estos hechos bajo el prisma de corte costumbrista de Millie (Halle Berry), una mujer y madre divorciada que se encarga de acoger a niños con problemas y desarraigados en esta zona tan hostil. Durante el film conoceremos a todos los miembros de esta maravillosa familia disfuncional, donde deberíamos destacar a Jessie, protagonizado por Lamar Johnson, al vecino de estos, un hombre salvaje y alocado, interpretado  por Daniel  Craig y a la novia de Lamar (Rachel Hilson), una adolescente irracional y rebelde, que también cohabita en este mundo salvaje y disfuncional, además de todos los niños que habitan la casa, que son muy entrañables.

Con estas premisas podríamos estar enfrentándonos al típico film que tiene la única excusa de  tocar nuestra fibra más sensible y,  por extensión, de encandilar a la crítica quizás para conseguir alguna que otra estatuilla,  pero os aseguro de que esta obra va mucho mas allá de esta premisa y me reitero en afirmaros que es una proyección muy trasgresora, en ocasiones muy divertida y, a su vez, violenta y desgarradora.



Debo reconocer que antes de entrar a verla había leído varias notas negativas por parte de varios medios especializados, pero sinceramente, eso es algo que me es totalmente indiferente y más aun cuando descubro que me ha encandilado totalmente después de haberla visualizado.

El film es muy ágil, en ocasiones poco estructurado y caótico, donde parece que la directora tiene la intención de trasladarnos en cada momento ese ambiente tan loco que se respiraba por esas fechas en la ciudad. Además, y en constantes ocasiones, se nos regalan varias imágenes oníricas y subjetivas que pueden llegar a descolocar al público, sumando a todo esto  una ecuación de elementos cargados de locura e inestabilidad que hacen que nosotros, como testigos directos, nos encontremos un tanto incómodos y extrañados durante todo su visionado. Para mí, todos esos elementos no hacen más que enriquecer el desarrollo del film, con la consecuencia de convertir una película más en una proyección realmente poderosa y original. 

Pero a todo esto habría que añadir una fuerte y convincente intención por parte de la autora por denunciar la desigualdad tanto social como racial que sucedía y que, lamentablemente, sucede tanto en este país como en otros tantos. Nos muestra, con un formato realista y extremo, el tipo de vida que puede sufrir cualquier ciudadano de clase baja dentro del  país norteamericano, demostrándonos en cada escena que no todos alcanzan aquel sueño americano que anhelan y desean

Sinceramente, he disfrutado muchísimo con todo su visionado, y estoy deseando volver a verla y quedarme con más detalles por lo que, llegando a este punto,  me da igual lo que puedan pensar algunos medios. Esta película es muy buena  y sincera

Lo mejor: la fotografía, las escenas de los disturbios y la magnifica actuación de Halle Berry

Lo peor: tienes que verla con la mente abierta para poder disfrutarla enormemente.


Tamara López

7 comentarios:

  1. No la conocía y con lo que cuentas me queda claro que me gustaría verla.
    Besos.

    ResponderEliminar
  2. Yo tampoco la conocía, y me gusta que vaya más allá de la típica historia. Me la apunto ;)

    Besitos

    ResponderEliminar
  3. Me parece muy interesante lo que plantea esta peli, las películas del tema siempre me gustan pues creo que son necesarias, no la conocía pero me la anoto.

    Besos =)

    ResponderEliminar
  4. Jo pues no me sonaba esta película y me has dejado con muchas ganas de hacerlo que parece que merece mucho la pena
    Un beso

    ResponderEliminar
  5. Hola! No conocía la película pero la verdad es que me encanta su argumento así que me la apunto. Gracias por la crítica.

    Un saludo!

    ResponderEliminar
  6. Hola!
    No la he visto y tampoco la conocía, pero me ha llamado la atención. Apuntada!
    Besitos :)

    ResponderEliminar
  7. ¡Hola! Es la primera vez que la veo y parece que puede ser diferente así que no la descarto. Un besote :)

    ResponderEliminar

Susúrranos entre sombras lo que te ha parecido la entrada...